Blog

Reseñas de gastronomía, turismo y eventos

Los vinos en lata serán tendencia en este 2020.

Categoría del Blog: Sibaris Wine Foodie Sibaris Fecha: hace 1 mes 320

Por ahora hay algunas bodegas, en el mundo, que se animaron a lanzar vinos en este formato; en su mayoría son blancos dulces naturales, y espumosos dulces de baja graduación. La explicación es casi obvia, por un lado, no quieren arriesgarse con vinos de línea ya consagrados. Además, la lata “obliga” a entregarse helada y a tomarse directamente. Esto saca del juego a los tintos; aunque algunos livianos a base de Criolla, Bonarda, Pinot Noir o Malbec podrían tener éxito; porque el frío potencia sus taninos y por ende la sensación de aspereza en su paso por boca, más allá de apagar su carácter frutal. No obstante, es un formato ideal para blancos y rosados secos.

Algunos de los flamantes vinos en lata ya están en boca de todos. Bodega Santa Julia presentó el primer vino dulce en lata de la Argentina. Santa Julia Chenin Dulce Natural. De baja graduación alcohólica y un nivel de azúcar propio de la uva que lo hace fresco y con un dulzor ideal para diversos momentos. “El vino en lata es el acompañamiento perfecto para las actividades de verano o al aire libre, por eso creemos que Chenin Dulce Natural es el indicado para introducir esta nueva forma de beber vino”, cuenta Juan Ignacio Guzmán, Marketing Manager de la bodega.

Por su parte, Finca Las Moras lanzó el nuevo Dadá 7 en formato lata, una propuesta refrescante y de baja graduación alcohólica, en sus variedades Sweet (blanco dulce) y Sweet Pink (rosado dulce). Ideal para aquellos que prefieren opciones dulces, burbujeantes y ligeras (graduación alcohólica: 5,7%), pensados principalmente para un público joven y moderno, que busca captar ocasiones de consumo sin estructuras y que prefieren nuevos caminos de disfrute más simples e informales. “Lanzamos al mercado el nuevo Dadá 7 Lata para brindarle a nuestros consumidores mayor flexibilidad, queremos que los disfruten en diferentes momentos y de una manera más descontracturada. Las latas representan el aquí y ahora de un estilo de vida sin complicaciones, no requiere equipo extra porque son un contenedor de tamaño único listo para servir “, expresó al respecto Luciano Esses, jefe de la marca.

Si bien nació en 1995, y desde entonces es el líder de los frisantes (vino dulce con finas burbujas), el New Age estrena una nueva imagen (ahora con el aval de Bodegas Bianchi en su etiqueta), y presenta una versión en lata de 269 ml, reflejando así las nuevas tendencias de consumo.

Otros vinos en lata que ya se consiguen son los Dilema de Estancia Mendoza, y hasta un Rojo y Soda, de Sucesores Michel Torino, un tinto sodeado en lata listo para tomar. Sin dudas, el verano 2020 significará el desembarco de esta categoría con mucho potencial de crecimiento, al cual las bodegas miran con mucho entusiasmo.

Descubre, Degusta & Comparte la lata del vino.